ES
de_DEen_GBen_USes_ESfr_FR

En calidad de Afiliado de Amazon, Dentaly obtiene ingresos por las compras adscritas que cumplen los requisitos aplicables en el programa de afiliados de Amazon. Lee más.

¿Cuáles son las causas del Bruxismo? Síntomas y tratamientos

Escrito por Dra. Tamara García Montagne
Revisión médica por:  Dra. Magdalena León

El bruxismo es un hábito bastante extendido entre niños y adultos. En España se calcula que alrededor del 70% de la población lo sufre. Consiste en apretar o hacer rechinar los dientes de manera involuntaria. Puede acarrear complicaciones, si no se le pone límite a tiempo. Ocurre de manera inconsciente y es más común hacer chirriar los dientes por la noche que el bruxismo diurno.

A la larga, este movimiento comienza a generar dolor de mandíbula y a dañar la dentadura. En muchas ocasiones, el dolor de mandíbula repercute también en el oído y da dolores de cabeza. Para minimizar sus consecuencias en el futuro, Dentaly te ha preparado este artículo donde te informamos de todo lo que debes saber sobre esta afección: como saber qué es una férula de descarga dental y sus precios.

Son varios los factores que pueden desencadenar esta condición, pero la mayoría de las veces el bruxismo puede estar relacionado con el estrés o la ansiedad. Tanto el diagnóstico como el tratamiento dependen de la visita de un odontólogo. Por eso, es importante ponerse en manos de buenos profesionales.

¿Qué es el bruxismo?

Esta afección, también conocida como rechinamiento de dientes, implica apretar o chirriar los dientes excesivamente, de manera inconsciente. De acuerdo con la Asociación de Bruxismo (The Bruxism Association) alrededor del 8-10% de la población sufre de éste problema y es más frecuente en personas de entre 25 y 44 años de edad, aunque también puede presentarse en niños, en ese caso se conoce como bruxismo infantil.

En España, las cifras se disparan. Como ya hemos visto, aproximadamente el 70% de la población aprieta los dientes sin darse cuenta.

Sin embargo, las personas que padecen de bruxismo, a la larga pueden dañar su dentadura y ocasionar otros problemas médicos. Puede manifestarse de dos maneras:

Bruxismo dinámico

Se origina por movimientos de la mandíbula de lado a lado o de adelante hacia atrás, y normalmente ocurre durante el sueño.

Bruxismo estático

Implica apretar los dientes sin provocar sonido, y por lo general,  sucede durante el día.

También se puede clasificar según la intensidad del hábito:

  • Grado I o leve: Se presenta por períodos de tiempo  y  de manera ocasional.
  • Grado II o moderado: Se presenta de manera inconsciente y generalmente asociado a estado de ansiedad. Cuando la persona se hace consciente de la presión o rechinamiento, desaparece.
  • Grado III o severo: El hábito se presenta de manera constante e inconsciente, ocasionando severos daños a las estructuras dentales y de soporte. Puede llegar a ocasionar lesiones de magnitud significativa e irreversible.

Rechinamiento de dientes por la noche:

El 80% de los casos pertenecen al bruxismo nocturno. El paciente, en éste caso, aprieta y cruje los dientes de manera involuntaria mientras duerme.

Éste tipo de bruxismo muchas veces va de la mano de otros desórdenes del sueño, como el ronquido y la apnea del sueño. Es común que los pacientes se despierten con fatiga, ya que el sueño se ve continuamente interrumpido por estas aflicciones mientras duermen.

Así que si convives con alguien que por la noche hace ese sonido nervioso tan característico del chirrido dental, es necesario que se lo digas. No solo para tener un descanso apropiado, sino principalmente para detener cuanto antes el deterioro de su salud oral y evitar mayores complicaciones.

Una vez que el dentista ha identificado las causas subyacentes y el nivel de complejidad, se abren distintas medidas a seguir. Algunos casos requieren estudiar los patrones de sueño del paciente, lo cual implica pasar una noche en un laboratorio de sueño.

Causas del bruxismo

Resulta difícil tratar el bruxismo debido a la cantidad de factores que pueden originarlo. De hecho, en algunos casos es posible que nunca se detecte la fuente del problema.

A pesar de ello, el conocimiento médico actual apunta a que algunas de las causas del bruxismo en adultos pueden ser:

  • Ansiedad y estrés: el rechinamiento empeora a medida que los niveles de estrés aumentan.
  • Maloclusión dental (desalineación de los dientes): si bien la opinión médica está dividida en cuanto a si se trata de una causa directa, o si puede ser resultado del propio chirrido.
  • Problemas psicosociales.
  • Tomar antidepresivos.
  • Consumir drogas, como el éxtasis.
  • Altos niveles de consumo de alcohol y cafeína.
  • Desórdenes del sueño.
  • Alteraciones neurológicas como la enfermedad de Parkinson o de Huntington.

No se descartan las causas genéticas, ya que parece haber un nexo. De todos modos, todavía no se ha comprobado con precisión.

De todas las causas de bruxismo, el estrés y la ansiedad son indudablemente las más comunes. Casi el 70% de los diagnósticos se deben al estrés, padecido, por ejemplo, en espacios académicos o de trabajo.

Síntomas del bruxismo

Muchas personas no tienen conocimiento o consciencia alguna de estar rechinando los dientes, especialmente cuando ocurre por la noche. Pero para quienes están cerca, es fácil darse cuenta, ya que el síntoma más notorio es el sonido que se genera al hacer chirriar las muelas.

Sin embargo, no siempre puedes contar con que las personas a tu alrededor te lo señalen. ¿Cómo saber si tengo bruxismo? Presta atención a estos síntomas:

  • Dolor muscular alrededor de la mandíbula y en la articulación temporomandibular. Conduce a una sensación de rigidez y limita la capacidad de abrir la boca.
  • Dolor en el oído y tinnitus.
  • Dolores de cabeza.
  • Dolor en el cuello, mejillas y hombros.
  • Sueño interrumpido o despertar con sensación de cansancio a pesar de creer que se ha dormido lo suficiente.
  • Desgaste excesivo en la superficie de los dientes (lo que puede acarrear sensibilidad dental).
  • Empastes, coronas u otras prótesis dentales rotas.
  • Dientes agrietados o fracturados.

Si alguno de estos indicios te resulta confuso o difícil de advertir, tu dentista podrá verificar si hay señales de que tus dientes están siendo dañados por el bruxismo.

Consecuencias del bruxismo

Para los dientes

Cuando los dientes son sometidos a presión al apretarlos o chirriarlos, la capa externa del diente comienza a desgastarse o astillarse, dejando expuesta la dentina. Es probable que los pacientes noten que sus dientes se vuelven más sensibles al calor y el frío.

Los dientes también pueden volverse amarillos o decolorarse. Se debe al perderse el esmalte transparente, o disminuir su espesor, se ve la dentina de color amarillento. También provoca un mayor riesgo de tener caries.

Al mismo tiempo, son más susceptibles a romperse, especialmente cuando se trata de casos severos. O afectando a las reparaciones dentales y prótesis, incluidos los empastes, puentes, coronas y carillas, pueden dañarse fácilmente con el rechinamiento dental.

Para las articulaciones

Hacer chirriar los dientes por la noche genera tensión en los músculos y la articulación temporomandibular (mandíbula).

Por eso, es común en las personas que padecen este trastorno sentir rigidez y tener dolor mandibular, que a veces incluso se extiende a la cabeza y oído. Simultáneamente, puede resultar más difícil abrir la boca ampliamente y bostezar puede volverse un gesto doloroso, trismus.

La mandíbula puede comenzar a producir sonidos de agrietamiento alarmantes durante el movimiento, al hablar o comer. En casos más serios, la mandíbula puede bloquearse debido a un desplazamiento o artritis en la articulación.

Otras consecuencias de hacer chirriar los dientes

Los casos más graves pueden derivar en la destrucción del hueso alveolar, agravamiento de las enfermedades periodontales, anquilosis dental, dolor muscular en la cabeza y en la boca, e incluso hipertrofia muscular, lo que sucede cuando los músculos crecen hasta tener un tamaño anormal debido a su uso excesivo.

Tratamiento del bruxismo

Las primeras medidas a tomar, generalmente, están enfocadas en detener el daño provocado por el rechinamiento dental. Corresponde a un odontólogo prescribir el tratamiento:

Férula de descarga

La mayoría de los dentistas recomiendan usar una férula de descarga dental por la noche para proteger los dientes.

La férula dental ofrece a la mandíbula a una posición estable, fisiológica, haciendo que la articulación temporo-mandibular reciba leves presiones. Crea una desoclusión entre el maxilar superior e inferior, impidiendo el contacto abrasivo sobre los dientes

Generalmente no se recomienda una férula de descarga en niños muy pequeños ya que su estructura facial y dental sigue en crecimiento y puede interferir con su desarrollo.

A continuación, te dejamos un informe transmitido en Telemadrid donde un especialista explica y muestra de qué se trata la férula de descarga. Si bien tiene unos años, los aspectos centrales no se han modificado.

Conclusión

Ningún tratamiento puede garantizar una solución al bruxismo absoluta y definitiva, ya que se trata de un comportamiento involuntario e inconsciente. Lo importante es que la persona que lo padece tome consciencia, y muchas veces ésto sólo es posible cuando alguien del entorno se lo hace notar. Una vez que el problema es detectado, lo primero que se debe hacer es tomar medidas para detener el daño cuanto antes.

El primer paso a seguir es realizar una consulta con un dentista, para confirmar el diagnóstico y evaluar el alcance de cualquier daño causado.

Si eres capaz de comprender cuál es la causa que provoca ésta conducta, podrás iniciar el curso de acción para detener el dolor y el deterioro. Es posible que incluso puedas, a largo plazo, erradicar el problema por completo.

Preguntas más frecuentes

¿Cómo saber si tengo bruxismo?

Esta condición puede pasar desapercibida, ya que en muchos casos ocurre cuando la persona está dormida. El sonido que se produce al rechinar los dientes puede ser bastante fuerte y molesto como para despertar a tu pareja. O si presentas algunos de los siguientes síntomas, es recomendable acudir a un dentista:

  • Dolor, tensión o cansancio en la mandíbula, cuello o cara.
  • Mandíbula trabada: no se abre ni se cierra por completo.
  • Dolor o sensibilidad en los dientes.
  • Dolor de cabeza y de oídos (que no se originan en este órgano).
  • Heridas o inflamación que se produce al masticar el interior de las mejillas.

¿Cómo curar el bruxismo naturalmente?

Aproximadamente el 70% de los casos de bruxismo se deben al estrés o la ansiedad. Disciplinas como la meditación, el mindfulness, el yoga o el tai chi ayudan a combatir el estrés. Hacer ejercicio, practicar un deporte o realizar una actividad que disfrute también pueden ser muy beneficiosos.

Si el bruxismo es causado por ansiedad, depresión o desórdenes del sueño, es importante que acudas a un psiquiatra, psicólogo o terapeuta certificado que podrá tratar este problema.

¿Cómo tratar el bruxismo infantil?

El bruxismo en niños durante el recambio dentario, es un proceso fisiológico, no patológico, los dientes necesitan desgastarse para permitir un correcto desarrollo de los huesos de la cara y los maxilares.

La mayoría de los niños superan esta tendencia al crecer, pero un dentista determinará si se debe a una maloclusión dental y si es necesaria la ortodoncia o algún otro tratamiento. 

En algunas ocasiones, el bruxismo puede deberse a estrés, ansiedad, hiperactividad o desórdenes de personalidad, así que es recomendable acudir a un psicólogo.

¿Cuáles son las causas del Bruxismo? Síntomas y tratamientos
4.9 (97.14%) 7 voto[s]


Autores y coautores del artículo
Graduada en odontología con una amplia experiencia en las ciencias morfo funcionales, es profesora de la Facultad de Odontología de la UC, coordinadora de la cátedra de Fisiología General y miembro de la Comisión Docente del Departamento de Ciencias Morfo funcionales de la UC.
Revisión médica por:
Odontóloga graduada de la Universidad Nacional de Córdoba, Argentina. También cursó sus estudios en la Universidad de Murcia y en la Universidad de Valparaíso, Chile. En constante formación, realizó posgrados sobre las distintas ramas de la odontología. Actualmente cursando una especialización en prótesis e implantes.
Referencias

Revista Scielo: Bruxismo. Consultado el 17 de mayo de 2023.

Revista Scielo: Bruxismo de sueño en niños y adolescentes. Consultado el 17 de mayo de 2023.

Mediagraphic: Conocimientos actuales para el entendimiento del bruxismo. Revisión de la literatura. Consultado el 17 de mayo de 2023.

Mediagraphic: Avances y limitaciones en el tratamiento del paciente con bruxismo. Consultado el 17 de mayo de 2023.

Revista Scielo: Bruxismo: su comportamiento en un área de salud. Consultado el 17 de mayo de 2023.